Con las ofertas de agencias de viajes, conoce Venecia

Italia, sin lugar a dudas, es uno de los países más bellos y románticos de Europa que se pueden visitar con las ofertas de agencias de viajes. Pero Venecia, con su espíritu único, reúne absolutamente todos los atributos para ser considerada una de las principales joyas de la corona italiana y del mundo.

Perderte en Venecia

Lo mejor que te puede ocurrir en Venecia es perderte. Cuando vayas deambulando sin rumbo por sus callejones, sus canales menores y sus puentes peatonales, irás descubriendo la mejor manera de acercarte a la Venecia de la gente: la de las embarcaciones de los lugareños y no las fastuosas góndolas; donde se encuentran las fachadas con la ropa tendida de un lado al otro del canal, y donde se hallan las viejas tabernas con maderas obscuras y los restaurantes populares, que sirven pasta al pesto con un vino sin etiqueta.

Una Venecia que es inolvidable.

El recorrido oficial

Cuando finalmente te orientes, con la ayuda de un buen samaritano, y encuentres el Canal Grande, podrás finalmente iniciar la visita formal de Venecia. Quizá, la mejor manera de iniciar sea por la fastuosa Plaza de San Marcos, donde se encuentran los edificios más representativos de la ciudad.

La Basílica de San Marcos

Construida desde 1807, la Catedral de la Ciudad es un portento arquitectónico y ha sido el centro de la vida religiosa veneciana. En su interior, se encuentra la Cúpula de la Ascensión, que es maravillosa. Igualmente, al visitar el Museo de la Basílica, podrás ver de cerca los techos y mosaicos de la catedral, los famosos Caballos de San Marcos bañados en oro, y la Pala de Oro, que es un maravilloso retablo medieval realizado con piedras preciosas.

Finalmente, conviene subir al Campanile, que es el campanario de la basílica y que ofrece vistas espléndidas de la ciudad.

El Palacio Ducal

También en la plaza, el Palacio Ducal es un portento. Su arquitectura de acentos bizantinos, góticos y renacentistas es excepcional. En su interior, destacan obras de Bellini, Tiziano, Veronés  y Tintoretto, que no te puedes perder. Igualmente, visita la Escalinata Dorada, el Apartamento del Duque, la Sala del Concilio Mayor, y por supuesto, el mítico Puente de los Suspiros, que lleva a los terribles calabozos y pozos húmedos del palacio.

La Basílica de San Giorgio Maggiore

De elegante presencia, es también una joya de ineludible visita. Su fachada de mármol brillante es el preludio de un interior fastuoso, decorado con obras de Tintoretto. Igualmente, debes subir a su campanile, que es casi tan alto como el de San Marcos, y regala otras perspectivas de la ciudad.

Puente Rialto

El Gran Canal y el Puente Rialto son la postal obligada de Venecia. Con un vaporetto o una góndola, podrás cruzar el canal y llegar al puente más antiguo y bello de Venecia que es el Rialto. En la zona, el Mercado Rialto es una visita obligada, pues es el más antiguo de la ciudad.

Ahora bien, también los otros tres puentes que cruzan el Gran Canal son interesantes: el puente de la Academia, el de los Descalzos y el de la Constitución no tienen desperdicio.

Los palacios de Venecia

Venecia es la ciudad de los palacios. Entre los más fastuosos e impresionantes, se destacan:

Ca´Rezzonico

Está a la orilla del Gran Canal y alberga el hermoso Museo del Settecento Veneciano. Sus exhibiciones acercan al visitante a los lujos y suntuosidades de la nobleza veneciana en siglos pasados.

Ca D´oro

También a orillas del Gran Canal, y con una fachada espectacular de estilo gótico-renacentista, guarda la espléndida galería de arte de Giorgio Franchetti. Sus colecciones de pintura y escultura son un acervo muy valioso para la ciudad.

Museos

Los museos en Venecia son un portento pero, si te has de decantar por algunos, los obligatorios incluyen al Museo Correr, que alberga pintura, escultura y mobiliario de época, que narran la historia de Venecia desde su fundación hasta su adhesión a Italia en el siglo XIX;  o bien, a la Galería de la Academia, que alberga la mayor colección de arte veneciano de la ciudad, además de ser una de las pinacotecas más grandes del mundo.

Gastronomía

En lo que a gastronomía se refiere, la ciudad tiene sobre todo: desde especialidades de pescados y mariscos del Adriático, hasta risottos, pastas, y pizzas. Y para beber, el spritz es la bebida tradicional, y funciona como un aperitivo compuesto de vino blanco, agua con gas, y Campari.

En fin, Venecia es el destino romántico por excelencia. No puedes postergar más su visita y, ya que andas por ahí, no olvides tomar un vaporetto y visitar las islas vecinas, como Burano o Murano.  Infórmate sobre las ofertas y paquetes vacacionales y regálate unas vacaciones inolvidables con la persona que más quieras. Muy buen viaje.