Andaz Mayakoba, un paraíso de playa ambientado en la naturaleza

“La naturaleza no es un lugar para visitar. Es nuestra casa.” Gary Snyder

Entrar a Mayakoba es como atravesar un portal mágico que te transporta a un lugar inimaginable, donde conviven en armonía el confort y la naturaleza en su estado virgen, natural y pacífico.

Al llegar a Andaz, me recibe la vista de la laguna y mientras me adentro por el sendero señalizado, quedo completamente rodeada de vegetación selvática que continúa hasta culminar en un lobby magnífico que se mimetiza con la región.

Vista hacia la laguna

 

El Santuario, un lobby al natural

El diseño minimalista del Santuario permite que mi vista se pierda en la majestuosidad del entorno, sin embargo lo que más llama mi atención en el centro del lobby, es un estanque que se asemeja a un cenote. Mientras espero, me ofrecen una deliciosa bebida de bienvenida preparada con ingredientes puramente mexicanos que al mezclarlos, resultan muy refrescantes: flor de jamaica, el tradicional tequila y licor de Xtabentún, una bebida maya con miel producida en Yucatán.

Luego del check-in, me queda una sorpresa más, el ritual de bienvenida maya. Debo seleccionar un talismán, el que más me guste, ya que los hay de diferentes formas y colores; lo elijo y me animan a pedir un deseo, una vez que lo mentalicé, arrojo el talismán al estanque. Me explican que este ritual es similar al que realizaban los mayas para adorar a sus dioses y obtener  bendiciones por medio de ofrendas.

 

 

Ritual de bienvenida

Andaz = Estilo personal

Andaz, palabra en hindi que significa “estilo personal”,  es el concepto bajo el cual se rige el hotel y se refleja desde sus colaboradores hasta el diseño de sus instalaciones. Este enfoque crea un ambiente en el que no hay barreras, lo cual motiva a la sana convivencia. La buena vibra se contagia y por donde quieras que vayas se respira paz, tranquilidad y un trato cálido.

Otro punto muy importante es su visión amigable con el medio ambiente, demostrando que la modernidad no está reñida con el impacto ambiental. En Andaz se enfocan en el uso de productos biodegradables; bolsas de tela en lugar de plásticas, y en el ahorro de energía, que se refleja en la transportación dentro del resort, ya sea mediante el uso de carritos de golf guiados por los colaboradores o las bicicletas en préstamo que se encuentran distribuidas por la propiedad tanto de lado de la playa como de la laguna.

 

            

Habitaciones de ensueño

Al entrar en mi habitación quedo gratamente sorprendida.  Es elegante, amplia e iluminada, cuenta con mobiliario estilo minimalista y amenidades exclusivas.  La cama es confortable y las almohadas tan suaves, que me prometen una noche de sueño profundo; el minibar cuenta con una variedad de bebidas refrescantes y botanas saludables, y no puede faltar una cafetera Nespresso® y una tetera eléctrica. El balcón me permite disfrutar de la hermosa vista a la laguna y los jardines, que lucen plantas propias de la región. Además, el cuarto de baño cuenta una moderna ducha tipo lluvia, amenidades hechas de extracto de semilla de uva y una elegante bata de algodón.

 

 

 

Eco tour, un recorrido por Mayakoba

Después de un pequeño recorrido por la propiedad estoy lista para comenzar con la aventura. Todas las actividades en Andaz Mayakoba además de creativas, están relacionadas con la cultura mexicana y es algo que me fascino, puesto que no solo te diviertes mientras aprendes en el proceso, sino que también te sientes orgulloso de tus raíces y tradiciones. Para los extranjeros, la experiencia  resulta aún más exótica y al final quedan encantados.

El Eco Tour es una experiencia que nadie debe perderse, los botes salen diario a las 11:00 y a las 15:00 horas del muelle de la propiedad. Noé, el guía durante el recorrido, nos explica a detalle toda la información y aclara cualquier duda. En el trayecto siento una conexión increíble con la naturaleza mientras observo los manglares, las distintas especies de aves, tortugas  e incluso uno que otro cocodrilo descansando. También pude apreciar el resto de las propiedades que ofrece Mayakoba, incluyendo residencias, resorts, restaurantes y su famoso campo de golf donde se lleva a cabo cada año el torneo OHL- Classic de Mayakoba-  el cual es el único evento del PGA Tour en México .

 

 

Campo de golf “El Camaleón” diseñado por el golfista profesional Greg Norman

 

 

Sotavento, experiencia culinaria a la orilla del mar

La joya mediterránea de Andaz Mayakoba, el restaurante Sotavento, me permite disfrutar de la fresca brisa marina mientras degusto delicias a la parrilla. Quedé gratamente sorprendida pues usualmente los restaurantes de playa suelen ser casuales, sin embargo, el mobiliario de Sotavento es cómodo y el diseño muy chic; además, en las noches la iluminación es romántica y cautivadora, detalle que le da un toque especial a la convivencia.

La atención es de primera y el restaurante ofrece una carta variada en su mayoría de mariscos frescos. La anfitriona me recomienda varios platos entre ellos su especialidad  hummus de aguacate con mango como entrada. Mientras espero mis alimentos, me consienten con un puré de berenjena con hongos trufados, lo sirven en un bol de piedra volcánica, acompañado de dos pequeñas ciabattas elaboradas en la panadería del hotel, que se paladean de lo mejor.

Finalmente llega mi comida, una ensalada caprese totalmente diferente a la tradicional y un pulpo maya al grill con una elegante presentación en un plato de madera, con sabor y temperatura simplemente excelente. Antes de salir me sorprenden con un detalle dulce, un delicioso macarrón de fresa relleno de una crema de frutos rojos que se deshacen en la boca.

 

 

 

Entrada de puré de berenjena con hongos trufados

 

Hummus de aguacate con mango

 

Pulpo Maya al grill

 

Taller Borda tu Tenango

La segunda actividad del día consiste en bordar una pieza muy especial. A pesar de conocer ciertos bordados mexicanos yo no sabía que cada uno posee un nombre que lo distingue, en este caso el Tenango es originario de Oaxaca, como me explica Magna, encargada del taller. El ejercicio comienza al transferir un dibujo de tu elección a la tela, elegir tu hilo y enhebrarlo. Al principio me toma tiempo adaptarme a la técnica y avanzo lentamente, pero al ver los resultados, me doy cuenta que disfruté la experiencia y me sentí orgullosa de mi bordado.

 

 

Naum Wellness & Spa

Mi experiencia en el Spa es completamente relajante y envolvente. Al llegar, me reciben los deliciosos aromas de aceites esenciales. Primero me invitan a un circuito de hidroterapia que incluye sauna, vapor, ducha de agua fría y bañera de hidromasaje. Un detalle que me pareció especial durante el circuito fue el techo del sauna que simula el cielo estrellado con pequeñas  luces que cambian de color y resultan relajantes.  Al concluir, me conducen a una sala ambientada con música suave y me colocan una almohadilla calientita para relajar los hombros mientras espero a mi terapeuta.

La cabina de masaje está decorada con toques mayas y goza de una vista espectacular de la laguna. Antes de comenzar realizamos un pequeño ritual seleccionando una tarjeta la cual tiene un pensamiento en el que meditaré mientras recibo mi masaje. El sonido de las semillas recorriendo el palo de lluvia me avisa que el masaje ha concluido y sin duda supera mis expectativas, eliminando todo el estrés acumulado de la rutina diaria. Para cerrar con broche de oro degusto un refrescante té de anís con canela y unas bolitas energéticas de avena, coco, cacahuate y cocoa servidas en la terraza de la cabina. Definitivamente el spa es otra estrella más que distingue a Andaz Mayakoba.

 

 

Vista aérea del Spa

 

 

 

 

 

Jacuzzi con hidromasaje

 

Sala de espera ambientada con música

 

 

Ritual previo al masaje

 

 

 

Casa Amate, una delicia latinoamericana

Casa Amate es un restaurante como ningún otro, distribuido por las diferentes áreas de una casa, como la biblioteca, la sala, el jardín, la estancia y el comedor. Conforme avanzas por el lugar te dan la opción de escoger en que área deseas disfrutar de tu experiencia gastronómica. La sala cautiva mi atención y elijo una mesa con sillón.

El ambiente es de lo mejor, con buena música, mantelería elegante y cristalería muy fina con un esmerilado bellísimo. La fusión de sabores y aromas es hipnotizante; el menú ofrece platillos sofisticados para todos los gustos y una carta de vinos excelentes. Empiezo con una rica ensalada de betabel con queso burrata  y semillas de girasol junto con una canasta de tres distintos panecillos hechos en casa y distintas salsas para acompañar la comida.

El vino tinto francés que me recomiendan marida a la perfección con el plato fuerte de rack de cordero cubierto de mole amarillo oaxaqueño acompañado de esquites y vegetales que deleitan al paladar más exigente. Finalizo con un té de jengibre con limón y un postre llamado buñuelos de viento rellenos con crema de Xtabentún bañados en salsa de lavanda con un exquisito helado de carajillo.

Es esencial vivir la experiencia de comer en Casa Amate, definitivamente es todo un placer para los sentidos. Cabe señalar que el restaurante cuenta con un extenso bar en el que tienen muestras de mixología  y un taller de fabricación de habanos donde puedes aprender el arte de enrollarlos.

Al finalizar el día, no me resta más que dar un paseo antes de ir a descansar a mi habitación para disfrutar del silencio envolvente de la naturaleza  y cerrar este conjunto de experiencias llenas de mágicos momentos.

 

 

 

 

Cocina Milagro

En la mañana comienzo mi día con un rico desayuno en Cocina Milagro, donde me recibe un asombroso caballero águila. El restaurante es amplio y luminoso, y destaca su elegante terraza con cómodos sillones colgantes. El buffet se encuentra distribuido por estaciones: la de pan dulce es completamente irresistible con pan hecho en casa; la de omelettes y huevos al momento, en la que dos chefs están al servicio de los huéspedes cocinando con gran velocidad y cubriendo sus antojos, y la sección de cómo preparar tus chilaquiles, que por medio de dibujos en un pizarrón explica como unirlos. Hay que destacar que el buffet cuenta con una sección especial para los niños, que sin duda, hace las delicias de los peques.

 

 

Vitamina Sea

La playa es hipnotizante y el mar con sus hermosos colores te invita a darte un chapuzón. Para quien desee actividades acuáticas, hay kayaks, tablas de paddle y botes de pedales disponibles, pero si se opta por la relajación, están los camastros, las convenientes sombrilla que protegen del sol, y el servicio de alimentos y bebidas.

Hay dos piscinas, una al lado de la playa y otra al lado de la laguna, siendo esta última la más tranquila y relajante, alejada del bullicio playero.

 

Vista aérea de la playa

 

El resort ofrece actividades acuáticas no motorizadas

 

Piscina principal en el área de playa

 

 

 

Piscina ubicada de lado de la Laguna

 

Taller “prepara la margarita perfecta”

Este día también tomo un taller en el bar Olla Ceviche, y aprendo a preparar margaritas. Todos los ingredientes y utensilios están sobre la barra. Emmanuel, el bartender, nos explica la función del medidor para las cantidades de licor y jugo de limón, así como la coctelera que se utiliza para mezclarlos. En esta ocasión preparamos una margarita original con tequila reposado y licor de naranja Cointreau el cual que le da un toque dulce. Todos los participantes nos divertimos y aprendimos a preparar el famoso cóctel, una experiencia sin duda, inolvidable.

 

 

 

 

Tinta del Pulpo

Al terminar la mañana de playa lo que más deseo es comer. Esta vez opto por el restaurante Tinta de Pulpo el cual ofrece un menú variado, desde tacos de mariscos, ceviches,  aguachiles hasta deliciosas hamburguesas.  También hay snacks ligeros que puedes disfrutar en la comodidad de tu camastro ya sea en la playa o en la piscina.

El ambiente del restaurante es casual y como es abierto, te permite disfrutar de la brisa marina. Recibo una atención excelente y  mis alimentos llegan sin demora. Como siempre nada me defrauda y  todo está delicioso.  No me queda más que decir que toda mi experiencia gastronómica en Andaz es absolutamente exquisita y única.

 

 

 

Tacos de pulpo

 

Aguachile de camarón

 

No es un adiós sino un hasta pronto

Andaz Mayakoba tiene los ingredientes necesarios para cumplir cualquier deseo, buena cocina, elegancia, naturaleza, diversión y sobretodo exclusividad para complacer a cada miembro de la familia.

Los momentos que pasé en este oculto paraíso maya además de disfrutar, me permitieron relajarme, ejercitarme, cargar energías y valorar la belleza de la naturaleza, así como también lo que es el arte de una arquitectura que fue construida para halagar a cada huésped que lo visita y hacer de sus vacaciones, recuerdos inolvidables.