Cumple tus propósitos y viaja a Montréal este 2020

Con el fin del 2019, todos dejamos maravillosos recuerdos atrás y sobre todo, los de aquellos viajes que realizamos. Ahora, tenemos el reto de motivarnos y conseguir muchos más para el siguiente año. Si todavía no sabes a dónde ir, Montréal te abre sus puertas los 365 días del año para lograrlo.

Montréal es la segunda ciudad, después de París, de habla francesa más grande del mundo y una de las más antiguas de Canadá. Estar aquí es disfrutar de una mezcla de tradición y modernidad, pues la arquitectura de sus calles reflejan la historia que ha construido la ciudad y que sus habitantes han actualizado año con año. Un verdadero deleite para quienes quieren descubrir a fondo todo lo que Montréal tiene para ofrecer.

Llegar a Montréal es fácil, pues cuenta con el Aeropuerto Internacional Pierre Elliott Trudeau (YUL), y aunque se encuentra en la provincia de Dorval en Québec; puede ser una opción para que llegues a Montréal. Si eres mexicano, recuerda que Canadá ya no te solicita visa desde diciembre de 2016, pero sí debes tramitar la eTA (Autorización Electrónica de Viaje) para visitar el país.

Ya que estés en Montréal, no te preocupes por el lugar donde vas a descansar, pues tienes hoteles, hostales o apartamentos, los cuales se ajustan a tu presupuesto. Y si te preocupa cómo moverte, puedes estar tranquilo porque la mayoría de estos lugares están en el centro de la ciudad y conectados con alguna estación del metro o a la red peatonal subterránea. También gracias a que Montréal es pequeña, tienes la opción de conocer sus principales atracciones a bordo de autobuses turísticos o recórrela en bicicleta o caminando.

Visita Montréal en cualquier época del año, ten por seguro que la ciudad siempre tiene algo preparado para ti. En primavera, disfruta del aire fresco, de espacios verdes y días despejados arriba de una bicicleta o practicando senderismo en West Island o el parque Fréderic-Back. Si llegas en verano, refréscate en la playa urbana de Jean-Doré o realiza un tranquilo picnic lejos del ruido en Parc La Fontainen.

Durante el otoño acampa en el Parque Nacional Des îles-de Boucherville y convive con animales como la garza azul o el zorro rojo. Y si te decides viajar durante la temporada de invierno, Montréal se viste de blanco, perfecto para que patines en la pista que hay en el Puerto Viejo de Montréal o practica esquí en las pistas Morgan Arboretum, aunque si lo que quieres es simplemente una tarde tranquila, ve al Río Saint-Laurent y admira desde ahí, las luces de la ciudad.

Montréal es conocido por tener festivales todo el año, no importa si vas de día o de noche, o si viajas solo, con amigos o familia, los eventos y festivales están en cada esquina. Por ejemplo, en marzo acompaña a la ciudad en las celebraciones de la temporada de cosecha y producción en el Flo Fest. El 27 de mayo para ser exactos, se celebra el Día de los Museos y es la oportunidad perfecta día para que visites y rompas récord aprovechando tu entrada libre a la mayoría de ellos. También asiste al Festival Internacional de Jazz, el Festival Juste pour Rire o el festival de FrancoFolies.

En julio se celebra el Festival Internacional de Las Artes de Circo, disfruta de las calles pintadas de color y diversión, sobre todo, del espectáculo que el Cirque du Soleil muestra durante este mes. También, siente la adrenalina del Grand Prix de Canadá de Fórmula 1 y celebra con el campeón en el circuito Gilles-Villeneuve. En Octubre, disfruta la caída de las hojas en el Jardín Botánico del Space for Life o prueba tu resistencia en el Maratón de Montréal. Y en diciembre, festeja con Santa Claus la llegada de la nieve en el centro histórico o visita la Basílica de Notre-Dame en Montréal y sorpréndete con el espectáculo de luz y sonido AURA.

La gastronomía de Montréal es única, y es porque se complementan la cocina tradicional, la cultura francesa y la diversidad que hay en las personas que residen en la ciudad. Es por eso que no debes irte de la metrópoli sin antes haber pasado por sus establecimientos como los comedores regionales, los bistrós con estilo parisino o los modernos cafés donde puedes pasar una tarde relajante. Su cocina se basa en darle lo mejor a los comensales con productos locales, así que prueba la Tourtiérs, un pastel de carne de venado o cerdo; o un Boeuf Fume, un sándwich de pan de centeno con carne de ternera ahumada. Disfruta de las noches de diversión en los bares con cerveza artesanal y las poutine, unas papas fritas bañadas en salsa de carne y queso fresco. El destino te brinda cualquier tipo de cocina que se ajustará a tus tiempos y presupuesto.

Definitivamente Montréal es una ciudad que debes visitar el próximo año. Ahora que ya sabes todas las actividades que te ofrece, no hay excusas para que viajes en cualquier momento, pues siempre querrás regresar. Sigue coleccionando momentos inolvidables mientras viajas y qué mejor que PriceTravel, quien será uno de tus aliados para comenzar un nuevo capítulo en el 2020.