Playa de Tulum Cancún

La playa de Tulum Cancún es parte de la misma costa turquesa que representa esta zona, con arenas blanquísimas,  sin embargo la diferencia entre Tulum y Cancún es total. Mientras que Cancún es vértigo, multitudes, bullicio, vida nocturna, antros e infinitos restaurantes y bares, en Tulum la vida nocturna la hacen las estrellas, el silencio y las playas casi para ti solo.

Tulum cuenta con 9 kilómetros de costa. A diferencia de los grandes resorts presentes en casi toda la zona, aquí predominan los pequeños hoteles boutique y cabañas, muchas de ellas con un criterio ecosustentable.

A diferencia también del resto de la Riviera Maya, aquí todas las playas son públicas, aunque para entrar en algunas tengas que hacerlo a través de un hotel. Hay dos playas:

Entre la más visitada está la playa de las ruinas. Para llegar a ella hay que entrar al sitio arqueológico de Tulum –lo que de por sí es un paseo imperdible– pagando una entrada. En muy pocos lugares del mundo podrás darte un baño de mar mientras observas en lo alto de los acantilados unas de las ruinas mayas en pie más impresionantes.

Puedes quedarte todo lo que quieras. No es una playa muy extensa, enseguida la arena blanca se funde con la vegetación y las rocas donde podrás ver seguramente, varias iguanas.

Boca Paila está al sur de la playa de las ruinas y tienes varios puntos de acceso. Puedes caminar por la carretera que lleva a las ruinas, la misma que te  lleva a la Biosfera de Sian Kaan y Punta Allen. Verás que hay varios senderos a la playa desde la carretera. Simplemente adéntrate en la selva y camina hacia el mar.

Boca Paila está dentro de área protegida, por eso todavía mantiene su espíritu virgen a diferencia del gran desarrollo turístico que se ve en el resto de las playas de la Riviera Maya. A lo sumo podrás toparte con alguna cabaña donde tomar una bebida o comer algo, otras donde alquilan máscaras, aletas y esnórquel, además de unos pocos hoteles pensados para que se integren al paisaje. Hay quienes se entusiasman con la idea de sentirse en el paraíso y practican nudismo.

A tan sólo 6 kilómetros del pueblo de Tulúm está una de las cinco entradas a la Reserva de la Biosfera de Sian Ka’an, la mayor área protegida del Caribe mexicano de aproximadamente 650,000 hectáreas. En la costa de la reserva hay amplias playas de arena blanca, pequeñas bahías y manglares, prácticamente desiertas. La población estable Sian Ka’an no supera los 2000 habitantes. Las carreteras no están en buen estado, no hay gasolineras en el área y puedes tardar hasta dos horas desde Tulum hasta Punta Allen, a 55 kilómetros. En Punta Allen están los pocos hoteles donde pasar la noche, otra opción es acampar en las áreas permitidas. Pasar la noche en la reserva, bajo el cielo estrellado, y amanecer allí, es una experiencia incomparable.