Porto de Galinhas se destaca en las playas de Brasil

En las playas de Brasil, Porto de Galinhas va ganando su merecido prestigio. Forma parte de la llamada Costa de Coral, donde una barrera de 135 kilómetros de arrecifes de coral, a tan sólo 6 kilómetros de la orilla, se levanta frente a las costas del estado de Pernambuco, en el nordeste de Brasil.

Aquí se suceden pequeños pueblos de pescadores, con playas casi desiertas, con otros más grandes y de playas concurridas. La estrella es sin dudas Porto de Galinhas pero, antes y después, hay muchas otras playas para conocer.

Los fines de semana, Porto, como le dicen los lugareños, se llena de gente que también concurre a las palapas y bares a beber jugos de fruta, agua de coco y comer pescado o langosta a la plancha. En la orilla, es posible contratar un jangadero, que te llevará mar adentro unos metros hasta llegar a las piscinas.

Muro Alto

Muy cerca de la playa principal de Porto, está Muro Alto. Su nombre alude a un muro de roca que se eleva en paralelo a cincuenta metros de la orilla, lo que forma una piscina que varía de profundidad según la marea. Cuando está alta, la ola rompe contra el muro, generando el espectáculo. Podrás nadar hasta el muro y treparte para caminar, con un calzado apropiado, y descubrir erizos, cangrejos, pececitos y caracoles entre los recovecos.

Maracaípe

Otra playa de Porto de Galinhas es Maracaípe, que atrae muchos surfistas, ya que no hay un muro de roca, sino buenas olas  En la noche, en las mismas palapas de playa, suben la música, encienden las antorchas y los surfistas clavan las tablas en la arena para tomar una cerveza, o caipirinha, el trago típico de Brasil, a base de cachaça. Muchas veces,  también hay música en vivo.

Carneiros

La última playa de Pernambuco, yendo hacia el sur, es Carneiros. Para algunas guías especializadas, es una de las playas más lindas de Brasil: amplias bahías flanqueadas por cocoteros verdes, arenas blancas y mar azul, donde la urbanización casi no existe, ya que toda el área pertenece a una sola familia.

Las playas al sur de Recife, las de Porto de Galinhas, pero también otras menos conocidas, te dejarán la impresión de la inmensidad de este país de América del Sur.